Google+ Seguidores

Volando juntos en las letras

Nuestra pagina en Facebook

miércoles, 21 de marzo de 2012

Sigue escribiendo

No importa como iniciaste, si estabas en tu infancia, en tu juventud o en tu madurez… ahí dentro de ti albergabas al poeta que hoy eres. Quizás tus versos los escribiste la primera vez en tu cuaderno de apuntes, en una hoja al viento, en la arena o en un salón escolar. Quizás hay poemas que sin haber sido escritos los llevas impresos en tu cuerpo, en tu corazón o forman parte de fragmentos de pensamientos inconclusos que van tomando forma de vez en cuando, de vez en vez.

¿ Qué más da? Quizás no eres famoso, quizás apenas te has dado cuenta que tienes ese don o tal vez tienes duda si lo tienes pero adoras escribir y escondes entre tus cajones esos escritos en ciernes que pugnan por nacer, que te piden ser compartidos, que te gritan desde esas páginas aun en borrador que ya es hora de que los reconozcas.

No importa el lugar en que estabas cuando te dio por plasmar tu pensamiento, quizás la mayoría de los que adoramos escribir ni siquiera recordamos cuando fue esa primera vez que un verso se gestó y nuestra mano fue el conducto formando las palabras que dictaban nuestro corazón.

Es momento de aceptar ese don, de apreciarlo como un tesoro que está entre tus manos, que vive a través de ellas y que por siempre se expresará en tu pluma. Es el momento de descubrirte a ti poeta, a ti poetisa y dignificar día a día a la poesía.

Sigue escribiendo, sigue inspirándote en las pequeñas cosas que son las más grandes de la vida, sigue teniendo como bandera al amor y sus múltiples expresiones sobre las distintas estaciones que vamos viviendo, de los múltiples cambios, de los sentimientos, de los pensamientos y de las personas.

Tú tienes el deber de amar los versos aun sin rima, de enamorarte de ese escrito que no nace todavía. Tú debes seguir escribiendo, buscando ese poema perfecto día a día.

Vicky E.Durán

21 Marzo 2012

miércoles, 7 de marzo de 2012

ESENCIA DE MUJER





Envuelta en el encanto de una flor

La suavidad de la seda en tu piel;

En tus pechos cargados de amor,

Llevas dos dulces cantaros de miel.


Primavera vestida de colores

Que asemejan estampas celestiales,

Tus brazos abiertos acogiendo amores;

Cual alas de palomas y zorzales.


Fresca brisa en verano ardiente

Apagas la sed, y calmas el hambre,

Tierna apasionada ¡y vehemente!

Esencia de mujer panal y enjambre.


Cuando a ti te llega el otoño

Eres la madures esplendorosa;

Te yergues cual árbol con sus retoños

No importa que ya caigan sus hojas.


En ti existe calor como también frio,

Coraje, ternura, eres dualidad,

Igual amamantas con miel a tu crio;

Que disfrutas con Eros cabalgar.


¡Esencia de mujer! sensual y fuerte,

Abrigo eres en el frio invierno

Cuando ya declina el día silente,

¡Y el ocaso se torna en manto negro!


Guadaluna